miércoles, 22 de febrero de 2017

José Miguel González Cuadra y Las Terrenas



José Miguel González Cuadra fue la persona escogida por el Presidente Danilo Medina para ejecutar el proyecto La Barquita sobre el río Ozama en Santo Domingo, un proyecto que benefició a casi 1,800 familias.
José Miguel González Cuadra
Noveno hombre más rico del pais según Forbes.
Hace unas semanas, cuando representantes de la Unión de Juntas de Vecinos fuimos a Santo Domingo a las oficinas del Ministerio de Obras Públicas y de INAPA, fuimos informados que González Cuadra sería enviado por el Presidente Medina para hacerse cargo del proyecto de renovación de Las Terrenas (según conversación de hoy, febrero 24, con el Sr. González Cuadra, eso no está confirmado)..
Esta posibilidad de una renovación general abre las puertas a una transformación integral de Las Terrenas porque se aspira a que todos los aspectos municipales, desde planeamiento a la renovación de las playas, estarían incorporadas. De ser así sería una indispensable inyección de energía y de beneficios.
Sin embargo, si eso no es resultado de un proceso participativo e integral, no será más que otro sueño de aire acondicionado transportado de oficinas en la capital a nuestro pueblo. No hay desarrollo verdadero sin integración. Podrán lavarnos la cara, pero sin excavar efectivamente no habrán transformaciones profundas. Si las soluciones son "importadas" no hay diferencia entre sus "remedios" y los espejitos de los conquistadores. Cuidémosnos del imperialismo conceptual de los de arriba, no es diferente a la mediocridad entre los empantanados de abajo.
Las Terrenas NO ES La Barquita aunque hayan condiciones extremas en ambos casos. Las Terrenas es un pueblo, una comunidad, no un barrio marginado. Que vengan de la capital enviados por el Presidente no los convierte en sabelotodos o en "palabra de Dios." Tenemos que ser positiva y creativamente críticos de lo que pretendan hacer, como tampoco debemos someternos a los intereses particulares de la clase económicamente poderosa, sino que debe haber un balance y donde también se busque crear EQUIDAD SOCIAL Y ECONOMICA.
El desafío del Sr. González Cuerda, según Forbes el noveno hombre más rico del pais, no es el de completar el proyecto de manera exitosa. Eso no lo puede dudar nadie de un ejecutivo empresarial extremadamente exitoso (presidente ejecutivo del Grupo Centro Cuesta Nacional y Megacentro). Su principal desafío es hacer lo que hay que hacer de manera equitativa, o sea, justa, para que se logre el mayor bien común posible. Lo que va a hacer lo hará ante una comunidad notoria por su complejidad, por sus divisiones internas y por la notoria ausencia de inversión social por parte de la clase empresarial. Eso aparte del hecho de que la clase política es inerte, corrupta y mediocre. Por otro lado, si logra el bien común a pesar de todo nos ayudará (y no solamente a los terreneros, sino al pais) a crear un modelo de ejecución social altamente deseable. La Barquita fue un caramelo, Las Terrenas será su prueba de fuego.
La búsqueda del "bien común" muchas veces se confunde con crear igualdad. Pero el bien social no es egalitario sino equitativo (ver la ilustración) y la equidad representa la justicia. Equidad no es igualdad y tampoco es socialismo o comunismo (como seguramente dirán algunos). Es simplemente asegurarnos de que lo que pueda ocurrir no resulte en una mayor marginalización de la que ocurre ahora y que el bien destinado a la comundiad sea recibido y ejecutado de manera equitativa, se otra forma los que tienen mayor poder de alcance van a recibir más (como casi siempre ocurre). Por otro lado, todavía falta por verse el impacto social del renombrado proyecto de La Barquita.
Hasta ahora, las dos mega inversiones del Estado (acueducto y desague sanitario) han sido dos desencantos que han producido grandes consecuencias negativas a la comunidad. Hay que evitar a toda costa que ocurra igual. Creo que es indispensable la creación de un COMITE MUNICIPAL DE MONITOREO compuesto por personas de todas las orientaciones religiosas, sociales, económicas y políticas, debidamente preparadas para las funciones de monitoreo y evaluación, con el fin de potenciar todo lo bueno que pueda ocurrir y reducir a su mínima expresión las consecuencias comunes a mega proyectos encauzados por motivaciones espúreas. SIN MONITOREO LOCAL EL RIESGO ES MUY GRANDE.

jueves, 16 de febrero de 2017

Alex, A Sus Seis Meses

Lic. Antonio García George, Alcalde de Las Terrenas 2016-2020.
Creo que el tradicional período de 100 días es muy escaso para identificar adecuadamente la capacidad de función y gestión de un alcalde, sobretodo si es su primera vez. Hoy se cumplen seis meses desde que el Lic. Antonio García George (Alex) se convirtió en alcalde de Las Terrenas y por eso aprovecho un marco de tiempo más amplio desde el cual se pueden identificar acciones y patrones.

Con raras excepciones los alcaldes tienden a ser el resultado de maquinaciones políticas, del populismo o de una evolución social legítima. Ninguna se aplica en el caso de Alex. No era político y por lo tanto no contaba ni con el apoyo ni con la trayectoria política de otros dentro de su partido. Su oposición no era solamente de los contrarios al PLD sino también dentro de su propio partido, siendo los más notables el ex-sindico José Alexis Martínez y el pre-candidato Willy Eduardo Esteban. Hubo otros y todos estaban en contra de Alex.

Por otro lado, Alex tuvo una notoria participación en la lucha contra el monopolio eléctrico y, sin duda alguna, muchas personas en la comunidad lo apoyaron por ese rol. Cabe mencionar, sin embargo, que un gran número de líderes comunitarios, algunos de los cuales eran parte de la lucha por una luz justa, expresaron sorpresa y rechazo ante su posible candidatura, lo que imposibilitaba que Alex se convirtiera en un candidato populista. Para ser populista un candidato no puede limitarse a su partido, o a ningún partido, lo cual no se aplica al caso del actual alcalde.

Alex tampoco fue el resultado de una evolución social, no tenía una larga trayectoria de presencia o inserción popular o comunitaria, no proviene de ser líder en una junta de vecinos, en una iglesia, en un club juvenil o en un movimiento social comunitario.

A pesar de esos factores el Lic. García George obtuvo la mayor votación de cualquier otro candidato a alcalde en la historia de Las Terrenas. Lo trágico es que seis meses después de su ascención el Lic. García es, posiblemente, el alcalde menos popular en toda la historia de Las Terrenas. Esa ausencia de aceptación popular no se limita a sus opositores políticos que no le dejan olvidar ningún traspiés, sino también dentro de su propio partido y dentro de muchos sectores de la sociedad civil.

¿A qué se debe ese alto nivel de rechazo? No tengo una respuesta absoluta, pero sí tengo algunas percepciones, muchas de ellas basadas en lo que mucha gente dice o escribe. En grandes rasgos se resumen como sigue:
  1. No cambies nada hasta que puedas colocar algo mejor en su sitio. El caso emblemático fue el de retirar los vertederos de la basura, dejando a la ciudad desnuda en su capacidad de colocar una funda de basura dentro de un contenedor. Regular horas y servicio es indispensable y todavía no se ha completado la transición, pero el impacto del retiro de los vertederos mostró improvisación e incapacidad. Se implementaron remedios y horarios, ninguno de los cuales se cumple a plenitud. De hecho, hay demasiada basura en Las Terrenas, por todas partes y en todas las esquinas, una señal inequívoca de que lo hecho no funcionó, pero se desconoce si hay un plan de mejoría de pronta aplicación.
  2. Las guerras son un último recurso. La persuasión, la negociación, el convencimiento, el diálogo son métodos lentos pero generalmente provocan mejores resultados a largo plazo. El
    actual alcalde empezó en guerra con mucha gente, incluyendo los organizadores del Etnomix y las Guerreras de la Paz, dos grupos visibles y notables con alta capacidad de hacerle daño, no porque sean malvadas, sino porque tienen amplias relaciones y largo alcance. No fueron los únicos, incidentes en el callejón del cable TV, en el matadero, con algunos empresarios y en algunos de los barrios. El manejo de los usuales regalitos de diciembre resultó ser un arma de doble filo para el alcalde. Ninguno de esos casos debió llegar a la confrontación. Igualmente, el Alcalde ha creado tensiones innecesarias con las juntas de vecinos, el grupo comunitario que más apoyo le dió, con las que debió comenzar a crear un gobierno compartido desde un principio. Las guerras sólo destruyen. Más abejas se atraen con miel que con hiel, una lección que el Señor Alcalde no ha aprendido aún.
  3. La moderación llega más lejos que la soberbia. El Alcalde Lic. Antonio García George tiene una amplia reputación de ser una persona soberbia. No es una buena reputación. Le crea enemigos instantáneos, pone a las personas a la defensiva y crea tensiones innecesarias con su propio equipo y fuera de él. Una persona moderada se dedica a abrir puertas y a construir
    puentes, a buscar puntos comunes y a persuadir sobre el beneficio de acciones conducentes al bien común. Acciones soberbias llevan a las personas a decir “sólo hace lo que le da la gana” o “sólo quiere que se haga lo que él dice.” Va a ser muy difícil cambiar la percepción aunque haga enormes esfuerzos para convertirse en moderado. El Lic. García irá cuesta arriba tratando de convencer a la gente de su nueva postura, gastando mucha energía, sufriendo muchos desgastes y sin garantías de que tendrá resultados. Lamentable.
  4. Hay que sabiamente escoger prioridades. Las rejas del ayuntamiento son lindísimas, pero no se tenían que instalar cuando se hizo. Habían prioridades más urgentes. Bachear las calles no debió tomarse seis meses y darle mantenimiento adecuado al vertedero era MUY DEFINITIVAMENTE una mayor prioridad que ponerle rejas a la alcaldía. El mensaje fue extremadamente claro: “la salud no es importante”, “el turismo no es importante”, “lo que el Alcalde quiere es más importante.” Nunca sabremos el impacto económico total que el humo tóxico del vertedero causó pero estoy seguro que fue muy alto, porque muchos turistas se fueron, muchos residentes se mudaron y tantos otros decidieron no venir y cancelaron. Fue un capricho y un descuido muy costoso para Las Terrenas. Ese vertedero no se puede apagar de manera permanente, la pregunta obligada es qué va a pasar cuando se prenda por tercera vez, ¿cuál será la prioridad del alcalde cuando eso ocurra?
  5. Soluciones técnicas son indispensables. Las Terrenas tiene severas limitaciones en cuanto al personal técnico necesario para manejar adecuada y efectivamente al municipio tan complejo como el que tenemos, sobretodo cuando el municipio tiene graves problemas de naturaleza interna y externa. Este es un municipio invadido por problemas, con todas sus calles rotas, sin hospital, con humo tóxico por todas partes, con un tránsito vehicular terrible, con altos niveles de ruído, con un manejo de desechos sólidos inadecuado, sin equipos, sin fondos, con una creciente erosión en sus playas, con barrios y áreas sin aguas, con un desague sanitario echando mierdas en las calles, con un carnaval de por medio, con una semana santa a las puertas, con una delincuencia creciente y con un gobierno central haciendo todos tipos de disparates que alteran el estado moral y sicológico de la gente. El Presidente Medina ha venido dos veces y es como si no hubiera venido, con la excepción de la autopista y “el puente de Margarita” en Cosón, financiado con fondos de desastre a raiz de las emergencias de noviembre pasado. Cuando se juntan todas esas condiciones se crea un estado sicótico en el que todo se ve mal, hasta lo bueno que pueda estar sucediendo. El alcalde necesita un mejor apoyo técnico para que las partes técnicas del municipio (que son la mayoría) funcionen bien.
  6. El Llanero Solitario. El Lic. García está profundamente comprometido con la búsqueda de recursos y soluciones por parte del gobierno central a través de sus ministerios. Por eso es que
    va a la capital cada semana, pero lo hace solo. Es un error, desde un inicio debió crear alianzas e identificar a personas ligadas al quehacer comunitario, incluyendo empresarios, comerciantes, líderes eclesiásticos y profesionales, nacionales y extranjeros, para hacer sus visitas en compañía de personas que le dieran apoyo moral y logístico. Mientras más personas se envuelvan en las posibles conquistas mayor el nivel de beneficio compartido, en lugar del héroe solitario que conquista todos los obstáculos. La verdad es que no ha logrado conquistar mucho, pero cuando una docena de líderes comunitarios visitaron tres oficinas gubernamentales vinieron con promesas que ahora se están haciendo realidad. Fue una iniciativa que el alcalde debió acompañar. No hay mérito alguno en resolver las cosas a solas, como el salvador milagroso del municipio, aunque es el precedente y la creencia común entre alcaldes y alcaldesas de patio que los jefes son también los salvadores. Con esa imagen son crucificados solos o suben a la gloria solitos. En seis meses esta manra de trabajar no ha producido grandes resultados positivos, pero si sigue trabajando solo se quedará aún más solo.
  7. Tenemos dos orejas y una sola boca. La diferencia entre un líder efectivo y uno errático es a menudo su capacidad de escuchar. Los gurúes en temas de liderazgo dicen que un líder puede ser bueno pero un líder es grande cuando aprende a escuchar. Para saber escuchar se necesita paciencia y junto a esa paciencia se necesita compasión. Escuchar bien es una virtud y una destreza indispensable en un líder. Una de las quejas más constantes escuchadas en varios niveles es que el Lic. García no escucha y que solamente quiere hablar. Me recuerda a la ex-alcaldesa Marianita y también al ex-alcalde José Alexis. El Lic. García nunca llegará a ser un gran líder y ni siquiera un buen líder a menos que aprenda a escuchar bien.
  8. La capacidad de gestión es la medida de todo. Resolver los problemas es lo que la mayoría espera de sus líderes. Cuando no existe un plan de trabajo estratégico, cuando no se hace un levantamiento adecuado de puntos neurálgicos y se los ataca, cuando algunas condiciones permanecen sin cambios notables como los hoyos en las calles, entonces la gente comienza a identificar la gestión como incapaz. Eso es lo que he oído en bocas de nacionales y extranjeros. Creo que en parte proviene por el hecho de que el Lic. García creó grandes esperanzas para una buena gestión, expectativas que abundaron antes, durante y después de su elección. Mucha gente creyó profundamente que las cosas serían mucho mejor rápidamente. Al no ocurrir y al empeorarse algunas cosas la gente se ha sentido desencantada. Las expectativas no se han cumplido. A los seis meses de gestión todavía se desconoce la existencia de estrategias y la gestión en servicios sigue siendo deficiente.
  9. Los peores enemigos están dentro de la casa. Es lamentable que no exista unidad política ni estratégica dentro del partido que llevó al Lic. García a la alcaldía. Notables miembros y líderes del partido son los primeros en atacarlo y en hacerle la vida imposible. Antes, durante y después de la elección, el Lic. García ha estado defendiéndose y luchando contra esos ataques internos al partido. Eso es sin contar con los de afuera. Es difícil trabajar cuando hay tanta división y me temo que eso va a durar cuatro años, a menos que ocurran profundas transformaciones en el estilo de liderazgo del Alcalde. Esa división interna produce mayores dificultades para obtener apoyo en los ministerios del gobierno central, aparte de las características notables en la personalidad del alcalde que hacen que muchos en posición de ayudarlo decidan no apoyarlo. No se lo dicen directamente, pero es lo que dicen mucha gente en este pueblo que representan a algunos de esos ministerios.
  10. Es asunto de estilo. El estilo representa la manera en que el líder realiza sus acciones y maneja sus recursos. Hay una amplia diversidad de descripciones sobre liderazgo (autocrático, democrático, laissez-faire, carismático, manipulador, burocrático, orientado a personas, orientado a resultados, natural, transformativo, etc.), pero sin importar el título lo más importante para ser un líder efectivo es su capacidad de inspirar. El líder inspirador influye sobre las personas de manera permanente, crea un ir y venir emocional, comparte y recibe, fomenta la creación de ideas y de la imaginación, sienta pautas y ejemplos, crea ambientes abiertos y productivos, acepta los temores y errores como pasos para aprender y crecer, no es yoísta y reconoce sus limitaciones. Las Terrenas es un municipio difícil, no sólo por condiciones históricas y por sus muchas problemas, sino porque es difícil encontrar
    personas comprometidas con el trabajo por el bien común. Los mayores precedentes son de clientelismo y corrupción. Es uno de los pocos municipios con un alcalde que tuvo que ser removido de su cargo por corrupción. Existen limitados precedentes de vocación de servicio. Y a pesar de ser el municipio de mayor movimiento económico en la provincia su alcaldía carece de los recursos necesarios para hacer un buen trabajo. En presencia de todas esas cosas el estilo de liderazgo determinará si el municipio echa adelante o no. El punto clave es entender la pregunta clave: “¿cuál es el estilo de liderazgo capaz de inspirar los cambios necesarios?” El Lic García carece de experiencia en gestión municipal o gubernativa por lo que es normal que cometa errores, pero más que nada le falta reflexionar profundamente sobre su estilo de liderazgo para poder inspirar los cambios que lo ayuden a convertirse en un gran líder.
De este análisis la pregunta obligada es, ¿qué opciones tiene el Lic. García? Primera, seguir haciendo lo mismo, lavarse las manos y no asumir responsabilidad alguna. Segunda, ejecutar una profunda transformación de estilo, gestión y estrategia, atrayendo recursos y personas que pueden ayudar a transformar lo que hay. Tercera, esperar que ocurra un milagro, como sea, cuando sea y con quien sea.

Yo soy de la convicción que todo lo aprendido en los seis meses pasados constituye la mayor reflexión para encaminarse en la dirección que Las Terrenas necesita. Nunca es tarde para redirigir ideas, compromisos, energías, pensamientos y el corazón en la dirección adecuada. En el fondo el Lic. García aspira a hacer un buen trabajo. No es carencia de energía, es saber dirigir las energías en la dirección correcta. Al final de los cuatro años se podrá decir “comencé mal y dí muchos tropiezos, pero logré lo que buscaba, ser de servicio a Las Terrenas y a mi gente y lo hice bien.”

Yo sinceramente deseo que esas palabras se puedan decir pronto, muy pronto.

miércoles, 15 de febrero de 2017

Apagar el Vertedero

Nadie ni nada apagará permanentemente el vertedero.  Lamentable pero cierto.
El vertedero no se puede apagar. Nunca. Sin importan las palabras, la retórica, las marchas y las protestas, el vertedero se seguirá quemando. Aunque por la superficie se vea calmado por dentro está rugiendo. Ahora está tranquilo y sin humo. Espera una semana, quizás dos.

Por causa de las inundaciones y desechos verdes acumulados entre noviembre y enero se produjo una cantidad extrema de desechos vegetales y una gran cantidad de ellos fueron sepultados en el vertedero. En menos de tres meses todos esos palos, ramas y hojas se descompondrá de manera natural y producirán, entre otras cosas, metano. Desechos vegetales son mayoría en sitios como Las Terrenas porque vivimos en medio de la naturaleza y eso es bueno, no malo, pero cuando no se maneja crea muchos problemas.

Metano, Butano, propano, etano, pentano y hexano son gases combustibles producidos por la mezcla de carbono con hidrógeno. Todos son parte del gas natural y son utilizados comercialmente. Por ejemplo, el butano se usa en los encendores de cigarrillos y se mezcla con la gasolina para incrementar su octanage o capacidad de compustión. El propano es el que se envasa para cocinar. El metano es más notable en los vertederos donde combustiona por sí solo, creando incendios. Pero podría envasarse y venderse para consumo humano. El humo tóxico no lo produce el metano solo, el humo ocurre principalmente por la quema de otros materiales como los plásticos.
Así amanece en Las Terrenas con una nube tóxica
cuando el vertedero se quema.

Los plásticos son hechos a base de petróleo y cuando se queman producen dioxinas y muchas otras sustancias carcinógenas. El cáncer que proviene de esas sustancias puede ser en los pulmones, en la piel, en los ojos y en otras partes del cuerpo. Cuando se une metano a la quema de plásticos se crea un desastre medioambiental.

Si le añadimos otros químicos y sustancias (porque en el vertedero llega todo, como las gomas de vehículos) entonces creamos una situación peligrosamente letal para el feto, para los infantes, para los ancianos, para los que tienen enfermedades respiratorias y para el ser humano en general. Estimo que en los próximos diez años comenzaremos a ver muchos casos de cáncer en Las Terrenas por causa del humo tóxico que ha estado presente en el ambiente desde la creación del vertedero. La combustión es más frecuente por el aumento en los niveles de basura y, como resultado, la cantidad de humo tóxico también ha aumentado.

El metano arde por sí solo, pero en el vertedero de Las Terrenas los buzos queman la basura para reducir la cantidad de basura y poder capturar los productos que ellos negocian. Esa quema es una actividad criminal que no debe ser permitida y debe ser penalizada. Yo he visto a buzos quemando la basura y todo el mundo aquí sabe que los buzos queman la basura; o sea, no es sólo la combustión natural, está también la combustión criminal. Al mismo tiempo los buzos trabajan y se buscan la vida porque el municipio nunca han implementado un programa de reciclado. Ellos hacen un trabajo que la alcaldía no ha hecho y que debería hacer. Si la alcaldía hiciera bien su trabajo no habrían buzos.

El vertedero no se puede apagar. Nunca. Pero se puede transformar. La respuesta a la situación del vertedero es múltiple y requiere un procedimiento técnico fundamentado en una gestión administrativa de ley por parte de la alcaldía. O sea, la respuesta es una gestión efectiva que conlleva una respuesta técnica, no solamente parchos. Parchos son indispensables bajo condiciones de emergencia y para mitigar el impacto de la combustión (como echar caliche), pero hasta el momento presente ninguna alcaldía ha hecho el trabajo que amerita la situación, tal como aparece a continuación:
  1. Prohibir, penalizar y monitorear la quema voluntaria en el vertedero.
  2. Reducir a la mitad la cantidad de sólidos que llega al vertedero (compostando todo lo orgánico)
  3. Reciclar todo lo reciclaje, porque el plástico o material reusable que no se recicla termina siendo quemado por buzos o por la combustión natural del metano y, en consecuencia, produciendo químicos y tóxicos que son carcinógenos.
  4. Comenzar a extraer TODO lo que hay en el vertedero y procesarlo para separar lo reciclable, compostar lo abonable y manejar lo que quede. Esto es un proceso largo, tendido y costoso. Una manera de hacerlo es comenzar a producir electricidad con el proceso de selección y eliminación de todo lo que pueda ser quemado para producir energía, con los necesarios filtros de aire, claro está.
  5. Otra opción sería sellar el vertedero actual de manera técnicamente apropriada, capturar los gases que se producen ya sea para que se quemen solos o para comercializarlos, o utilizarlos para la producción de energía eléctrica.
La respuesta al vertedero no es mudar el vertedero, duplicando el problema y creando un nuevo problema para las generaciones futuras. Lo que hay que hacer es manejar los desechos sólidos de manera sostenible y técnicamente adecuadas para que el proceso sea viable.

Tendremos vertedero para largo. La respuesta tampoco es un vertedero provincial. Eso es multiplicar el problema en cantidades astronómicas y de manera muy costosa. Los únicos que salen ganando con eso son los políticos y sus beneficiarios, además que permite que el productor de basura (cada uno de nosotros) no asuma la responsabilidad que debe tener de producir menos basura, de reciclar, de compostar y de vivir de tal manera que produzca un menor impacto ambiental (reducir su huella de carbono sobre la tierra).  Ver http://terrenero.blogspot.com/2016/10/carta-abierta-al-ministro-de-turismo-1.html?q=vertedero+el+samana y también http://terrenero.blogspot.com/2015/02/macro-vertedero-en-samana.html?q=vertedero+provincial.  

Hay un costo a lo que se hizo en el pasado y a lo que se pueda hacer en el futuro. Ese costo lo debemos pagar nosotros. El gobierno central ha prometido ayuda pero su respuesta no es la mejor por lo que mencioné antes. No queremos otro desague sanitario defectuoso en nuestro medio en la forma de un gigantesco vertedero provincial echando veneno y tóxicos en toda la provincia.

Ver también http://terrenero.blogspot.com/2017/02/vertedero-y-otras-ineptitudes.html

Desastre Medioambiental en Las Terrenas

El "puente de Margarita" sobre el río Balatá en Cosón.  ¿Progreso o depredación?
¿Cuántas decenas de millones?  ¿Quién lo paga?  ¿Justificaciones?
¿Cuál es el plan maestro detrás de esta nueva vía y sus puentes?
Otro teatro más para Las Terrenas.  Y la alcaldía dizque no sabe nadita de nada.
(La foto circula en las redes, desconozco su autor).

Las Terrenas es un paraíso. La confluencia de sus playas, arroyos, manglares, cerros, montañas, cuevas, pozos, puestas de sol, cocoteros, humedales, corales y su gente la convierte en un lugar singular y especial. Cuando se le añade la mejor oferta culinaria del pais, sus escuelas de baile, el alegre bamboleo de las caderas al ritmo de la bachata, el merengue y la salsa, además del mágico entrecruce de más de 40 nacionalidades, tenemos un sancocho de sabores, ritmos, ambientes y naturaleza que no existe en ninguna otra parte del pais.

Pero ese paraíso está bajo gran peligro. En toda su historia reciente siempre han habido peligros y daños, algunos permanentes, sin perder de cuenta que Las Terrenas es todavía joven y, como tal, no tiene mucha historia ni monumentos que la representen. Sin embargo, lo que está ocurriendo ahora no había ocurrido antes y se golpea al paraíso por todos los lados. Muchos equiparan a desarrollo con crecimiento y están errados, a veces para poder obtener el desarrollo equitativo hay que dejar de crecer, a veces hay que parar (http://terrenero.blogspot.com/2014/06/tiempo-de-parar.html).

Siembra de corales, una manera viable de proteger las playas.
Una promesa hecha por el mismísimo Presidente Medina
que nadie sabe si se va a cumplir.  El problema no es
la ausencia de ideas, sino la ausencia de gestión.
(Foto tomada del internet)
No creo en absolutos, para la sostenibilidad es necesaria un balance de factores, pero cuando se pierde el balance entonces peligra no sólo la sostenibilidad del espacio y los ambientes, sino también la calidad de vida. Por eso es bueno considerar algunos de los factores que están creando desbalances y confiar que las personas responsables respondan adecuadamente. No es la primera vez que se llama la atención a las condiciones generales (2009, http://terrenero.blogspot.com/2009/05/el-paraiso-peligra.html?q=medioambiente y en el 2012, http://terrenero.blogspot.com/2012/07/re-creando-las-terrenas.html), pero vale la pena reconsiderarlas hoy.
  1. El vertedero. Este factor es el más emblemático de todas las causas y consecuencias de los problemas medioambientales que tenemos http://terrenero.blogspot.com/2017/02/vertedero-y-otras-ineptitudes.html).  Surgió cuando Las Terrenas era muy pequeña y nadie en ese momento sabía un bledo sobre impacto ambiental. Los que tomaron la decisión de colocar el vertedero cerca del nacimiento del río Las Terrenas lo hicieron en ignorancia y hoy sufrimos los resultados. En general, los vertederos a cielo abierto son uno de los procesos más dañinos en cualquier parte del mundo, pero para un destino turístico es letal. Los turistas pueden aguantar los ruidos, la basura y el desorden en el tránsito, pero no aguantan respirar dioxinas, mercurio y otros gases letales provenientes de las reacciones biológicas y químicas en ese tipo de vertedero. Además del humo, los lisiviados contaminan el agua del manantial que se transforma en el río Las Terrenas que desemboca en la playa .
    Un empleado de la alcaldía publica esta foto del vertedero
    intervenido y "curado."  Acéchalo, se va a prender otra vez.
    ¿Cuál es la estrategia para intervenirlo repetidamente?
    Mientras exista se seguirá prendiendo.  Gestión, gestión.
    (Foto de Sakquil Alvarez)  
  2. Los humedales. Todo el espacio frente a la playa, desde El Portillo hasta el río Balatá es un humedal, o lo conforma un circuito de humedales propio de nuestra geografía. Cuando Las Terrenas comenzó a desarrollarse el primer daño se le hizo a los humedales. Los humedales no sólo conservan la vida silvestre sino que son los filtros que permiten que la calidad del agua del mar se mantenga. Filtran agua y la depositan debajo del mar, lo cual ayuda a mantener los corales vivos y a atraer los peces y crustáceos que mantienen el balance en las costas. El caliche, uno de los minerales más desastrosos para la naturaleza en la manera que se utiliza, se usó para rellenar humedales. El caliche lo utiliza el que construye un ranchito como el que invierte en un proyecto multimillonario, como Balcones del Atlántico, donde se rellenó un área de más de 28,000 m2 sin permiso ambiental (http://terraccion.blogspot.com/2009/02/protesta-contra-balcones-del-atlantico.html).
    Balcones del Atlántico rellenó de caliche a 30,000 m2 de
    humedales.  Un crimen medioambiental de primer orden.
    El Ministro Francisco Javier Castillo inauguró el proyecto
    bajo el gobierno de Leonel Fernández y lo premió al
    llamarlo "proyecto ecológico."
    (Fotos provistas en el reporte del INTEC) 
  3. Los árboles. Las Terrenas está en guerra contra sus árboles. La segunda ceiba más alta del pais (en Bonita) corre peligro y su hermana frente a la bomba Esso está en constante peligro por las intervenciones hechas en su base. Inversionistas nacionales y extranjeros se sienten en derecho de cortar y eliminar sin importar ni impacto ni historia. El mismo Ministerio de Medio Ambiente otorga los permisos como ocurrió con los árboles que estaban frente al antiguo Banco León (https://www.facebook.com/groups/1137447756265812/).
  4. Los ríos. Todos los ríos y arroyos de Las Terrenas nacen en manantiales. Sus aguas son frescas y cristalinas. Prácticamente toda Las Terrenas flota sobre agua. Recientemente una
    construcción sobre el río Balatá ha capturado la imaginación de muchos por la naturaleza de la construcción y su impacto. Lo llaman “el puente de Margarita” porque el rumor es que la nueva carretera y el puente se han hecho con fondos públicos para dar paso a las inversiones actuales de la Vice Presidenta y las que se anticipan en terrenos que según algunos pertenecen al ex-presidente Leonel Fernández y la actual vice Margarita Cedeño de Fernández. Ese es el rumor público. No se sabe nada de los permisos otorgados para esa obra y, aparentemente, la alcaldía no está al tanto de lo que se hace. Que la alcaldía no sepa nada da lugar a especulaciones gigantezcas, pero también trae a la luz la constante tensión entre actividades del gobierno central y del gobierno municipal.
  5. Ya sea en Playa Bonita, Balatá o Portillo, los ríos están siendo
    impactados por actividades que muchos llaman "progreso."
    (Foto que circula en las redes de autor desconocido)
    Las playas. El que pone en duda las consecuencias del llamado “calentamiento global” solamente tiene que venir a Las Terrenas y ver las erosiones desde Cosón hasta El Portillo. El sector desde el cementerio hasta Punta Popy es lo más notable. Sin embargo, eso no ha impedido que las playas continúen siendo intervenidas comercialmente con el concuerdo de los ministerios correspondientes (medio ambiente y turismo). Yo siempre digo, aunque te den un permiso no quiere decir que tengas que hacerlo. Puedes pero no debes. El peor ejemplo lo dió el Ministerio de Turismo al reconstruir el Pueblo de los Pescadores en el mismo sitio en lugar de recuperar la playa, lo cual impide que se aplique una postura moral para la protección de playas. Lo que tenemos ahora es que todo el que quiere puede, ya sea en Playa Bonita junto al río, o en el río Balatá, o en la zona de Punta Popy, lo que produce un sabor amargo en la boca.
Las recientes inundaciones no tienen un mensaje "oculto." Hay que ser
ciego para no verlo.  A los tres meses de haber ocurrido, ¿qué plan de
gestión existe para las que vienen?  (foto de Juan López Pratt)
La alcaldía de Las Terrenas es un ciego que no quiere ver. Ni puede. No solamente ahora sino siempre. Si queremos que cambien las cosas no esperemos que el cambio surge de la alcaldía. El gobierno central es un panal de inconsistencias y...corrupciones. Nos han enseñado que todo tiene un precio. En estos mismos momentos se sabe de empleados y funcionarios de ministerios que tienen mucho que ver con lo que sucede en algunos de los ámbitos mencionados. El que quiere "hacer lo malo" puede porque sabe donde ir, con quién hablar y cuánto pagar..

La más pesada responsabilidad sobrecae entonces sobre los hombros de los ciudadanos. Tremenda responsabilidad para una comunidad incrustada en la inacción y la apatía.  Si añadimos los altos niveles de ignorancia, la visible ausencia de capacidades técnicas, la triste carencia de interés en muchos sectores, nuestro déficit educativo y la constante presión conformista creada por el sistema político, no nos debe sorprender entonces que el horizonte terrenero se opaque. Ante nuestros ojos la opulencia del desastre se hace evidente: algunos se hacen más ricos destruyendo.

El mensaje es claro, si tienes dinero y poder nada ni nadie te puede parar. A los que pueden dentro de la masa del pueblo le llegan las migajas, algunas de las cuales van cargadas de parásitos, venenos y amebas.

Quisiera terminar con palabras de esperanza, pero tengo que concluir con ese deseo elemental de que “ojalá cambien las cosas...para bien.”  Ojalá = Inshallah!! = Si Dios quiere = God willing
Resultado de imagen para inshallah 
(Pulsa sobre los caracteres para escuchar a "Ojalá" de Silvio Rodriguez)